Reiki Tres Cantos

Técnica japonesa milenaria

 

Reiki es una técnica japonesa milenaria que consiste en canalizar la energía universal a través de las manos para conseguir el equilibrio de cuerpo, mente y espíritu.

 

Los antiguos orientales comprobaron que se puede manipular y dirigir la corriente energética de nuestro cuerpo para retrasar el envejecimiento y transmitirla de una persona a otra para sanar y curar muchas enfermedades.

 

Las artes marciales, el yoga, el Tai-Chi, el Qui-Gong o Chi-kung son disciplinas que han desarrollados ejercicios y métodos para facilitar la circulación energética a través del cuerpo físico, para mantenerlo sano y ponerlo en contacto con nuestra parte mas espiritual.

 

Reiki significa, “La Energía Universal Vital “. La palabra Reiki es de origen japonés y se compone de dos sílabas:

 

  • Rei, que significa Energía Universal, es la energía omnipresente en todo el universo y que hace posible el funcionamiento armónico del cosmos.
  • Ki, que significa Fuerza Vital, es la fuerza o la energía que posibilita la vida, anima a todo ser viviente y circula por él.

“Tus pensamientos causan tus sentimientos”

Beneficios:

Los beneficios del Reiki son:

 

  • Cuando recibimos Reiki liberamos la energía que no fluye, entramos en contacto con nosotros mismos y armonizamos nuestro cuerpo, mente y espíritu.
  • Reiki permite tratar enfermedades y desequilibrios físicos y mentales. Se puede utilizar para tratar estrés, depresión, insomnio, adicciones, y dolencias en general.
  • Reiki nos ayuda a comprendernos mejor a nosotros mismos y como consecuencia seremos capaces de establecer relaciones más sanas y armoniosas con las personas de nuestro entorno.

“Camina en tu interior para entender tu exterior

Características:

 

Las características del Reiki son:

 

  • Se canaliza la Energía Universal, nunca la propia, por lo que el practicante se convierte en un canal.
  • No tiene contraindicaciones ni efectos perjudiciales para la salud.
  • Es compatible y se complementa con la medicina tradicional (técnica reconocida por la OMS) y otras terapias alternativas.
  • Se puede aplicar a personas de todas las edades y condiciones (niños, ancianos, embarazadas…)